Cómo eliminar cucarachas pequeñas

No te dejes engañar por esa apariencia de indefensas que tienen las cucarachas más pequeñas.

Su aparición podría estar sacando a la luz un grave problema, porque encontrar cucarachas pequeñas es síntoma de que también las hay grandes y se están reproduciendo.

Quizás no hayamos llegado hasta ese extremo, quizás todavía estamos a tiempo de dar con la solución y no tener que acabar recurriendo a un profesional de pago.

Como nos gusta hacer, vamos a comenzar analizando a nuestro enemigo para luego mostraros un plan infalible con el que tendréis la solución a la duda de cómo eliminar cucarachas pequeñas.

Cómo eliminar las cucarachas chiquitas para siempre

Con este plan que os vamos a dar podremos eliminar una infestación de cucarachas pequeñas de manera fácil y directa. Vamos a dividir este plan en diferentes fases.

Fase 1: Limpiar

La limpieza es importante, pero no nos engañemos. Su casa no tiene porqué estar sucia, pero sí que tendremos que extremar las precauciones en cuanto a orden e higiene.

Limpiar en general es útil, pero lo más eficaz sería centrarnos en eliminar sus fuentes de comida, taponar los lugares donde esconderse y limitar el contacto con otras cucarachas.

Aspirar la suciedad

Hazte con una aspiradora y acaba con la suciedad y restos de alimentos que podrían encontrarse en cocina, pasillos, dormitorios, baño, etc.

No olvides dar un repaso a los bajos de los electrodomésticos y los muebles para que la limpieza sea aún más concienzuda.

Con la aspiradora podremos acabar con alguna cucaracha que podamos encontrar (viva o muerta), las fuentes de alimento y también con algún saco de huevos de cucaracha.

Eliminar sus escondites

[wpas_products ASIN= B07RQ57PTM,B07WDWCJKT,B07FXJJRMW,B07RS5J7BS]

Eliminar los sitios donde se esconden, viven y se reproducen es de vital importancia.

Para ello, te aconsejamos examinar minuciosamente ático, sótanos, armarios, e ir tirando cosas que no necesitas.

Quitando todo ello, podrás encontrar lugares donde se han asentado las cucarachas o lo podrían hacer.

Otro punto a tener en cuenta es la humedad en su casa. Las cucarachas alemanas se sienten a gusto en los sitios húmedos por lo que crear un espacio seco, hará que el entorno les sea menos acogedor.

Cortar comunicaciones

Las cucarachas no se comunican con sonidos sino a través de los olores de sus feromonas y las bacterias de sus heces.

La limpieza es fundamental, ya que tendremos que intentar acabar con estos rastros, que se pueden encontrar incluso en tus alimentos si alguna cucaracha ha podido entrar en contacto con ellos.

Lo ideal es coger un recipiente con agua y jabón de lavavajillas e ir limpiando todas las paredes y superficies, haciendo hincapié en los puntos y machas que podrían tratarse de restos de cucarachas.

Eliminar fuentes de agua

La última tarea de esta primera fase será atacar a la segunda gran fuente de alimentación, el agua.

Tendremos que tener especial cuidado con las tuberías del baño, el fregadero de la cocina o lugares húmedos y goteras.

Tendremos que encontrar sitios donde se puedan crear charcos, para eliminarlos y que no sirvan de fuente para las cucarachas.

Comprar tapones para los desagües podría ser otra gran solución en este punto.

Fase 2: Eliminación con cebos y polvos

Hoy en día tenemos muchos productos al alcance que nos hace más sencilla la tarea de matar a las cucarachas con menor esfuerzo.

Los mejores productos suelen ser los cebos para cucarachas y el insecticida en polvo.

Cebos de gel

[wpas_products ASIN= B075R38WDM,B00D3LOIKG,B00RXHWSUI,B07S6CLWGW]

Los cebos de gel son un producto indispensable ya que atraen a las cucarachas con un señuelo y las mata con la dosis de insecticida necesaria.

Además, al no causar la muerte en el instante, les da tiempo a regresar a su escondite y morir allí.

Esto es importante porque las cucarachas se alimentan también del cuerpo inerte de otra cucaracha, así que consumirían el mismo insecticida ya acabarán todas muertas.

Aplica pequeñas gotas de este cebo en gel en grietas y hendiduras, y en otros lugares donde podrían esconderse las cucarachas y de los que ya hemos hablado antes.

Polvos insecticidas y otros cebos

[wpas_products ASIN=B00L2IJACS,B0085HRWI8,B08B5FV5KH]

Podemos poner el cebo en gel cerca de grietas y hendiduras, pero difícilmente podamos conseguir que penetren dentro.

Para esto lo mejor es hacer uso de los polvos insecticidas.

Hay polvos insecticidas naturales como el ácido bórico, bórax y la tierra de diatomeas.

Para aplicar bien el polvo insecticida necesitarás un plumero para soplar el polvo en las grietas y hendiduras.

Fase 3: No permitirles la entrada

En este punto será el momento de que adquiramos nuevos hábitos que hagan que nuestro hogar sea lo menos atractivo para las cucarachas.

Sella griegas, hendiduras, o agujeros para ir eliminando esos puntos de acceso a su hogar.

También sería importante que la comida abierta que almacenamos en la alacena no la conservemos en los paquetes abiertos sino que usemos recipientes de vidrío o similar.

Para evitar que haya migas y restos de comida por toda la casa, acotar un espacio para comer y no os salgáis de él.

En la cocina tendremos que estar pendientes continuamente de la suciedad y restos de comida, además de tener que cambiar la bolsa de basura con mayor frecuencia.

Fase 4: Comprobar los avances

En este último paso tendremos que monitorear la casa para detectar si las prácticas que hemos llevado a cabo están resultando efectivas.

Para este punto es bueno colocar trampas adhesivas, que nos muestra si seguimos teniendo a estas asquerosas visitantes en casa.

Si hemos hecho todo bien, habremos acabado con la infestación. Si no es así y tras un periodo, nota que han vuelto a aparecer, siga de nuevo las instrucciones desde el inicio.

Puede que se trate de una eclosión posterior a la limpieza y de que haya hecho algo mal.

Identificando el problema con las Cucarachas Pequeñas

No te dejes engañar por su tamaño, son un problema aún más grande que las de mayor tamaño.

Estas pequeñas cucarachas prefieren vivir en interiores, y qué mejor que los hogares humamos para encontrar comida y agua.

Son más vivas, más rápidas y más difíciles de ver, a lo que hay que sumarle que se reproducen a gran velocidad.

Cuando consiguen penetrar, este horroroso bicho comienza a tomar el control, a multiplicarse y a propagar bacterias que podrían enfermarte a ti y a tu familia.

Seguramente tu problema sea con el tipo de cucaracha alemana, de las más pequeñas de la especie. Pero pueden tratarse de otro tipo, así que pasamos a comentarlos todos.

¿Cómo diferenciar los tipos de cucarachas pequeñas?

Vamos a hablar brevemente de los tipos de cucarachas que existen, pero si quieres leerlo con mayor profundidad, te dejamos este post donde hablamos del tema Tipos de cucarachas, conociendo al enemigo

  • Cucaracha alemana

Son las segundas de menor tamaño dentro de las cucarachas, alcanzando algo más de un centímetro cuando son adultas.

Color marrón, delgadas y planas, tienen alas con las que poder huir si se sienten amenazada o quieren alcanzar algún alimento, pero suelen permanecer todo el tiempo en el suelo.

Expertas en esconderse, poseen una gran velocidad para escabullirse y evitar ser vistas.

  • Cucaracha de banda café

Aunque es menos común, también podrías estar luchando contra las pequeñas cucarachas de bandas marrones.

Algo más pequeñas que la anterior, menos de un centímetro de largo, luce dos bandas marrones horizontales a la espalda que te ayudarán a identificarla.

Este tipo de infestaciones son de menor gravedad, pero debes acabar con ella cuanto antes.

  • Cucaracha asiática

En apariencia es fácil confundirla a la cucaracha alemana ya que son muy parecidas.

Podríamos descartar que este fuera tu problema, porque normalmente esta cucaracha es más de exterior.

  • Cucaracha bebé

Las cucarachas bebé son muy pequeñas y reciben el nombre de ninfas.

Si has visto una de color rojo, se podría tratar de una cría de cucaracha americana.

Si era oscura, probablemente te enfrentes a bebés de cucarachas alemanas. Este podría ser tu mayor problema, ya que su presencia es un reflejo de que estamos ante una infestación que está creciendo.

El comportamiento de las cucarachas pequeñas

Este punto es muy importante y deberías prestar atención porque nos hará falta conocer el comportamiento del tipo de cucarachas a los que nos enfrentamos para usarlo en su contra.

¿Cómo entran las cucarachas pequeñas?

Las cucarachas alemanas van continuamente buscando edificios humanos porque no les gusta nada el exterior.

Que entraran a su casa pudo deberse a diversos motivos, sería difícil saber cuál fue el punto de acceso pero muy importante a la hora de combatirlo y evitar futuras infestaciones.

Las cucarachas se mueven fácilmente entre paredes, entran por las más pequeñas rendijas o hendiduras, aprovechan cualquier ventana abierta y pueden entrar incluso por desagües y tuberías.

No hace falta que emplees mucho tiempo en descubrir por dónde entraron porque en estos momentos se lo de menos. Lo realmente importante es descubrir cómo echarlas.

Puntos claves de infestación

Si tienes cucarachas alemanas, tenemos un punto a nuestro favor y es que sabemos que esta raza suele hacerlo siempre en los mismos lugares: el baño y la cocina.

El baño es uno de los puntos calientes ya que es una importante fuente de bebida, pudiendo usar los desagües para alcanzar este bien de primera necesidad.

La cocina podría considerarse el lugar favorito de este tipo de cucarachas.

Las sobras del fregadero, migas en el suelo, la basura y los restos en la encimera son un factor clave para que esto sea así.

Suelen poner sus escondites cerca de los accesos de agua como el fregadero.

Conclusión

Todo tiene solución en esta vida, tanto una gran infestación de grandes cucarachas como las pequeñas.

Tras estas líneas, te ha debido quedar claro que es un problema a atajar cuanto antes ya que puede complicarse la cosa en cuestión de segundos.

Usa las herramientas que os hemos aconsejado y sigue los pasos de esta guía y acaba con todas las cucarachas pequeñas que puedan haber en tu hogar.